Ingrese búsqueda

XEROX

“Una Historia que marcó la Diferencia”

Desde nuestra fundación, Xerox ha sido una empresa orientada a ayudar a organizaciones y personas a encontrar mejores formas de trabajar. Siempre nos recordarán como la empresa que contribuyó a cambiar la forma en que el mundo comparte información con la creación de la 1era fotocopiadora.

La Haloid Company -el antecedente comercial de Xerox– fue fundada en Rochester, New York, en 1906. Esta empresa producía y vendía papel fotográfico. Ese mismo año nacía en Seattle, Chester F. Carlson, el inventor de la xerografía.

En 1947 la Haloid, obtuvo del Battelle Development Corp. la licencia para desarrollar y comercializar una máquina copiadora basada en la tecnología del inventor Chelster Carlson. Battelle apoyaba desde 1944 a Carlson para perfeccionar un proceso de transferencia electrostática de imágenes de una superficie fotoconductista a papel.

El Protagonista

La Xerografía

¿Por qué elegir Xerox?

Innovación en un Solo Lugar

Hitos en la Historia de Xerox

La Industria del Hardware y el Software ha sido una fuente de inspiración para Xerox, representada por  Xerox PARC (Palo Alto Research Center, ‘Centro de Investigación de Palo Alto’) empresa de investigación y desarrollo, propiedad de Xerox Corporation con sede en Palo Alto (California, EE.UU.), la cual fue fundada en 1970. Desde entonces ha sido reconocida mundialmente por sus contribuciones e importantes desarrollos en la industria del hardware y software, así como investigaciones en la ciencia del color, informática, sistemas, materiales nuevos y otras disciplinas relacionadas con la experiencia probada de Xerox en impresión y gestión de documentos.

Xerox Parc

El “Xerox Alto” fue el primer ordenador con interfaz gráfica de usuario, diseñado y creado por Charles Thacker en el Laboratorio de “Xerox Parc”, el cual contaba con programas divididos en ventanas independientes que ocupaban diferentes partes de la pantalla, además de iconos en un “Escritorio” y “Menús”, hasta entonces las terminales de texto dominaban el mercado, y parecía el uso lógico y natural de un ordenador.